La Increible Histortia de David Lang

Muchas personas desaparecen sin que nadie sepa a donde fueron a parar. Mucho de estos casos se trata de abducciones extraterrestres, por lo general para experimentación. Las víctimas son desmaterializadas y nuevamente materializadas en la nave. Raramente son devueltas. Las que viven para contarlo son objetos de burlas. Pero en el caso de David Lang sucedió otra cosa.

La Increible Histortia de David LangEl granjero norteamericano David Lang, poseía una granja en las cercanías de la ciudad tejana de Gallatin. Vivía felizmente con su esposa y sus dos hijos, y su vida transcurría con la normalidad de una familia media norteamericana. Cierto día, el 23 de septiembre de 1880, David Lang salió de la casa junto a su esposa mientras los niños jugaban en el jardín. El granjero, les dijo que iba a echarles un vistazo a los caballos y que luego irían todos a la ciudad. Estas fueron sus últimas palabras.

Y esto fue así, pues cuando el hombre comenzó a caminar tropezó con algo, y al caer ¡desapareció sin dejar rastro! La esposa, los hijos y el juez Peck, que pasaba por allí en ese momento en su carruaje, fueron testigos de esta misteriosa desaparición y tras hacer un examen del lugar, completamente atónitos, fueron incapaces de hallar una sola huella del granjero y padre de familia. A excepción de un amplio pastizal, allí no había árbol, La Increible Histortia de David Langarbusto u hoyo, en el que pudiera haberse caído. Sencillamente, se había evaporado. La policía realizó una exhaustiva búsqueda e incluso se hicieron perforaciones para descubrir galerías subterráneas o simas en el que el granjero hubiese podido caer, pero no se encontraron rastros ni de éstas ni de la persona a la que se buscaba. La señora Lang, nunca quiso creer que su marido había muerto por lo que jamás celebró funerales por el alma de David. No obstante, no pudo soportar vivir en lugar tan extraño y al poco tiempo vendió la granja.

La Increible Histortia de David LangUnos siete meses después de la tragedia, los dos hijos de David Lang, se encontraban jugando en el lugar donde su padre se había evaporado y he aquí que descubrieron que en el mismo sitio donde el granjero había caído, la hierba y las flores ya no crecían tan espesamente. Más tarde dijeron también, que habían oído a su padre pidiendo auxilio hasta que la voz se disolvió en la nada para siempre.

Nunca más se supo del pobre granjero David Lang, ni el lugar al cual pudo haberse ido. Para algunos, se evaporó en otra dimensión. Para otros, su cuerpo debió sumergirse en un agujero en el tiempo. Fuera lo que fuere, la desaparición de David Lang, fue todo un misterio y aún hoy no se ha podido dilucidar la causa de su extraña desaparición.

Posible Explicacion

EL HOMBRE QUE NACIÓ DESPUÉS DE DESAPARECER

Lo más sencillo al comenzar a investigar un caso es consultar , con toda lógica , la prensa regional. Sabido es que USA se caracteriza por sus innumerables periódicos locales aún a fines del siglo XIX.En 1976 los investigadores británicos Robert Forrest y el editor de Fortean Times Robert Rickard intentaron , por primera vez , obtener la historia original. Dado que la ciudad más cercana a Gallatin es Nashville , Forrest escribió al bibliotecario de la Biblioteca Pública de Nashville y del Condado de Davidson , Hershel G. Payne , quien no pudo hallar dato alguno de David Lang y August Peck ni en la prensa ni en los registros de censos poblacionales.
Sin embargo , los historiadores locales comentaban durante la búsqueda lo familiar que les resultaba el relato.Allí surgió el recuerdo de un personaje pintoresco , un clásico vendedor itinerante de aquellas épocas llamado Joe Mulhatten quien además de ejercer su oficio resultó triunfador en un concurso de “grandes mentiras” , con precisamente la “Historia de Lang” , la cual , por tamaño éxito terminó vendiendo al periódico Cincinnati Enquirer , la cual salió publicada como un suceso real.
Lamentablemente , los archivos de este último diario no están indexados aunque si microfilmados , demandando la posible localización de esa nota seguramente semanas de trabajo.
Todo habría terminado allí , si no fuera porque un escritor llamado Ambrose Bierce tomó ese relato y lo adaptó para su historia “The Difficulty of Crossing a Field.” , incluida en un capítulo de su obra , dedicado a las misteriosas desapariciones.
Si bien cambió los protagonistas y el sitio geográfico , la esencia de la historia es la misma.

Frank Edwards
Ambrose Bierce
Uno de los libros de Stuart Palmer

Sin embargo , el verdadero progenitor de la historia de David Lang , tal cual la conocemos y muchos siguen “copiando” fue el escritor de ficción Stuart Palmer quién en un artículo publicado por la revista Fate en 1953 :
Palmer en una carta a Fuller indicaba que se trataba de un trabajo de ampliación de un antiguo artículo suyo aparecido en Ghost Magazine en 1937-1938 , el cual había enriquecido con nuevas pruebas. Y el testimonio en 1931 de Sarah Emma Lang , quién a los 61 años había contado la historia detalladamente a Stuart Palmer.

Fate donde se publicó el artículo de S. Palmer
Co Director de Fate Raymond Palmer

Un toque de atracción al público fue adicionado en esta moderna versión incluyendo la incursión de Sarah en el espiritismo con la única finalidad de contactar a su padre (recordemos las voces en el círculo de la hierba) quién le habría permitido hacerse del don de la escritura automática. A través de ella habría escrito un mensaje de su padre , letra que coincidiría con una dedicatoria de Lang a su pequeña hija rubricada en un libro Charles Lamb’s Tales from Shakespeare , que le indicaba que se había reunido con su esposa en el Más Allá….
Stuat Palmer incluyó un acta firmada ante escribano por él mismo y Sarah afirmando la veracidad de todo lo relatado.El artículo reprodujo los 3 documentos : El acta , el mensaje por escritura “automática” y la firma de Lang en el libro de Sarah.

Precisamente esto fue el motivo de desconcierto por parte de los sostenedores de la hipótesis del fraude.Se solicitó la intervención de la experta calígrafa Ann B. Hooten quien en un extenso reporte confirmó que la letra de los documentos era la misma y que no había indicios de sellos del notario.Si bien no pudo certificarlo , por obvias razones de que no se trataba de un juicio , sino una investigación periodística , todos las evidencias se inculparon a Stuart Palmer.
Robert Schadewald , criminólogo y conocido escritor lideró este segmento de la investigación concluyendo que se trataba de un completo invento , que proveniendo de un reconocido autor (aunque de ficción) e incluyendo pruebas , convenció a los editores de Fate , Ray Palmer (ninguna relación con Stuart Palmer ) y Curtis Fuller.
Finalmente ,el caso de David Lang se cerró , demostrando solo una serie de errores y actos intencionados de fabricar una realidad que , al menos en este suceso , no existió.
.

Acerca de superocker

Me gusta el rock, el cine y las chicas

Publicado el diciembre 18, 2011 en Desapariciones y etiquetado en . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: